Subsecretaría de Telecomunicaciones

 
Menú Principal

13 de Julio de 2017
Chile inaugura primera sala de América Latina para probar mensajes de emergencia

  • Laboratorio será el centro de operaciones de empresas certificadoras, las que verificarán que los dispositivos móviles incorporen la tecnología adecuada para recepcionar mensajes del Sistema de Alertas de Emergencia (SAE).
  • A contar de septiembre, la tecnología será obligatoria para todos los teléfonos móviles que se comercialicen en el país.

Santiago, 13 de julio de 2017.- Con la presencia de la Ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Paola Tapia; el Subsecretario de Telecomunicaciones, Rodrigo Ramírez, el Director de la ONEMI, Ricardo Toro, y el alcalde de Conchalí, René de La Vega, fue inaugurada la “Sala SAE”, la primera de América Latina.

Se trata de un laboratorio técnico de pruebas que servirá para certificar que todos los dispositivos móviles que serán vendidos en territorio nacional en los próximos meses, puedan recibir mensajes del Sistema de Alerta de Emergencia (SAE), establecido como obligatorio en la normativa de Multibanda, vigente desde marzo de este año.

La Ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Paola Tapia, recordó que “en Chile existen 25 millones de dispositivos móviles, esto es, más que la población nacional. Por ende, esto demuestra que la telefonía celular es un excelente canal de comunicación para entregar información en situaciones de emergencia”

La secretaria de Estado destacó la importancia de habilitar la Sala SAE, ya que permitirá “asegurar que los dispositivos que se comercialicen en Chile cuentan con las capacidades técnicas para entregar las alertas emanadas desde la Oficina Nacional de Emergencias”.

La Sala SAE se encuentra en el quinto subsuelo de la Torre Yoemar, ubicada en la comuna de Conchalí, lugar físico que ha sido acondicionado por la empresa Telconsur para evitar las filtraciones de radiofrecuencias de prueba del Sistema de Alerta de Emergencia.

“En términos simples, la Sala SAE es un laboratorio técnico de pruebas, una suerte de ‘bunker’ habilitado en un ambiente cerrado y seguro, para la verificación y certificación de dispositivos móviles y desde el cual no se emiten mensajes de prueba ni de emergencia real a la población ni a los usuarios, sino que sólo se reciben para realizar los test en cada teléfono”, explicó el Subsecretario de Telecomunicaciones, Rodrigo Ramírez.

Las instalaciones están a disposición de las empresas certificadoras y los fabricantes para realizar los test de verificación de los dispositivos móviles de todas las empresas operadoras presentes en el mercado nacional.

“La Sala SAE es un polígono geográfico para pruebas técnicas. Allí todas las compañías de telefonía móvil tienen sus antenas disponibles para recibir mensajes de emergencia, con el fin de realizar test que determinan si los dispositivos que comercializan en el país, cuentan con la tecnología apta para recibir los mensajes del Sistema de Alerta de Emergencia, en caso de catástrofes naturales, sismos de gran magnitud y otros”, concluyó el Subsecretario.

“Hemos dado un paso tremando. Y es una prueba, además, de que en el mundo de las emergencias, la alianza público-privada, es muy  potente y permite alcanzar estos estándares que hoy hacen a Chile ser el primer país que lo posee y que nos permitirá, además de certificar los equipos, que todos los operadores de los centro de alerta temprana, de Onemi, junto a las operadoras puedan hacer las pruebas necesarias para asegurar que funciona de acuerdo a la normativa”, comentó el director Nacional de la Oficina Nacional de Emergencia (Onemi), Ricardo Toro.

A su turno, el alcalde de Conchalí, René de la Vega, valoró que el laboratorio esté asentado en su comuna y que desde allí se garantice la seguridad de todos los habitantes del país.

“Esto es muy importante para todos el país, porque permitirá homologar todos los celulares, justamente, para alertar a la comunidad cuando haya emergencias y darle el tiempo a la ciudadanía para buscar refugio y un lugar donde protegerse”, dijo el jefe comunal.

Desde la puesta en operaciones de la Sala SAE, ubicada precisamente en la comuna de Conchalí, existen 12 empresas certificadoras que ya están trabajando en la verificación de cada dispositivo.

Durante cada jornada, los ingenieros certificadores reciben mensajes de homologación, que tienen una determinada frecuencia, para comprobar que los dispositivos asociados a las distintas bandas y tecnologías en que operan, ya sea 2G, 3G y 4G-, cuenten con la capacidad técnica para recepcionar los mensajes de emergencia.

Una vez que se realizan todas las pruebas necesarias, se certifica que ese teléfono se puede comercializar, ya sea directamente por los fabricantes, por las empresas de telefonía o en el retail, para todos los cuales rige la obligatoriedad.

Toda la información sobre las empresas certificadoras que tendrán a su cargo la tarea de verificar el cumplimiento de esta norma técnica en cada uno de los dispositivos que se vendan en el país, está disponible en el sitio www.multibanda.cl.

En el futuro podrán sumarse más empresas, las que deben pasar por un proceso de postulación y evaluación, a cargo de la Subsecretaría de Telecomunicaciones.